¿En qué consiste la calibración de pesas mediante el ciclo ABBA?

 En Calibración de pesas

Los laboratorios de metrología recurren a una gran variedad de métodos para calibrar diversos instrumentos de medida materializada, entre los que destaca el ciclo ABBA el cual se utiliza para la calibración de pesas y objetos normalizados. Para su aplicación se utiliza un comparador, con el que es medido el patrón y posteriormente el instrumento que requiere calibración. Esta es una explicación breve, sin embargo, se trata de un proceso detallado que vale la pena que conozcan si utilizan pesas para sus diversos procesos.

Importancia de calibrar las pesas

No se requiere de mucho para que la precisión de las balanzas resulte afectada. Incluso el uso cotidiano puede afectar su calibración, por lo que es esencial que los propietarios consideren las medidas necesarias para asegurar que las balanzas entreguen de manera constante lecturas exactas y sin rebasar las tolerancias que establecen las normativas o los fabricantes.

Las pesas patrón se adquieren de forma individual o en kits con múltiples accesorios para garantizar su exactitud y durabilidad. Su uso es común para la calibración de básculas de laboratorio e industriales, sin embargo, es importante que se escoja la más adecuada y que sea de alta calidad metrológica, ya que de ello depende considerablemente la precisión de las calibraciones y la determinación de los ajustes que requieran los instrumentos. Sin embargo, el hecho de que sean de alta calidad no garantiza que serán invulnerables, solo que presentarán una mayor durabilidad ante los factores que pueden alterar su exactitud.

Desde hace décadas era bien conocido esto, por lo que los laboratorios de metrología mantienen sus patrones bajo condiciones altamente controlados. Esto es sumamente importante para patrones primarios de toda la cadena metrológica como el Gran K (que consistió en el prototipo internacional del kilogramo y era puesto bajo llave desde 1889 en la Oficina Internacional de Pesas y Medidas de París), ya que sí sufría alguna pérdida de peso, aunque sea en ligeras cantidades, toda la cadena de trazabilidad sería afectada y sería imposible dar una solución confiable y precisa para los procesos de los últimos eslabones, es decir, industrias y comercios.

Las empresas también deben considerar el mantenimiento de los equipos de medición de pesas y controlar el entorno, pues de ello depende la calidad de sus procesos, productos y servicios. Si bien es imposible evitar el aumento del grado de incertidumbre, pueden recurrir a la calibración ya sea en un laboratorio de metrología o por cuenta propia con la adquisición de pesas patrón de alta calidad, como las que en Masstech ponemos a su alcance.

Hay varios métodos de calibración de pesas, sin embargo, muchos optan por la calibración por ciclo ABBA debido a su practicidad, confiabilidad y posibilidad de aplicación en pesas de exactitud F1 o inferiores, según la clasificación de la Organización Internacional de Metrología Legal, y de rango de 1 mg a 20 kg.

Lo que deben saber sobre el método de calibración por ciclo ABBA (sustitución)

En este método se comparan una pesa desconocida y un patrón con el fin de determinar la diferencia promedio que hay entre ambas. El ciclo elimina la deriva del control e incluye un control sobre la exactitud de los resultados y la dispersión del comparador por medio del uso del ensayo de consistencia y la prueba F respectivamente. El empuje del aire suele influir en la calibración, por tal motivo se corrige con el uso de la densidad de las pesas desconocidas, patrón y aire.

Existen algunos requisitos previos a su aplicación. Es importante que en el laboratorio se sigan los lineamientos en los instructivos, por ejemplo, los textos técnicos del CENAM, para manipular y manejar balanzas, patrones de masa y comparadores. Los últimos tiene que colocarse encima de un mesón firme para eliminar vibraciones que pueden afectar en los resultados de la  calibración, además, estar en óptimas condiciones.

Los patrones deben contar con certificados de calibración y el operador debe estar certificado y contar con experiencia en las técnicas de doble sustitución. También es crucial que se conozca la densidad de la pesa o su volumen, y evitar la aplicación del método si no hay condiciones favorables, por ejemplo, vibraciones. Si piensan realizar el proceso por cuenta propia no olviden considerar algunos factores al elegir un kilogramo patrón.

La pesa patrón y la de ensayo, Una vez cumplidos los prerrequisitos, se equilibran de manera térmica, tras lo cual se procede a la calibración de pesas por método ABBA. Se coloca el patrón en el plato del comparado, se registra a lectura, luego es retirada la pesa patrón de la balanza, para proceder de la misma forma con la pesa de ensayo dos veces seguidas. Finalmente el procedimiento se repite con el patrón. Se registran también varios factores durante la calibración, por ejemplo, humedad relativa y presión atmosférica en el laboratorio, con el fin de determinar la densidad del aire y efectuar correcciones por el empuje que este provoca sobre las pesas.

La limpieza de la pesa es crucial antes del procedimiento, para la cual se utilizan brochas de pelo fino para no rayar su superficie y no se requiere un tiempo de estabilización posterior. Si la pesa tiene adherido elementos foráneos que no pueden removerse con la brocha, se utiliza un trapo limpio que no suelte pelusa y humedecido con alcohol. En este caso si es indispensable un tiempo de estabilización: para las F1 se requieren de uno a dos días y de la F2 a M3 una hora.

Las pesas también tienen que aclimatarse a las condiciones ambientales del laboratorio antes de la calibración. El lapso mínimo que se necesita para lograr la estabilización varía según las dimensiones de la pesa y la temperatura del entorno. Lo recomendable es aguardar durante un día. Las características metrológicas del equipo de pesaje que se use tienen que conocerse mediante mediciones previas. La linealidad, repetibilidad, resolución y excentricidad tiene que ser tal que pueda lograrse la incertidumbre. Con respecto a las pesas de referencia, tiene que ser de una exactitud más alta que la de las pesas de ensayo.

Si no cuentan con el equipo necesario para aplicar este método, contacten con Masstech. Tenemos amplia experiencia en la calibración de equipos de laboratorio y de pesas patrón. Aplicamos el método de comparación directa ciclo de pesada ABBA (sustitución doble), además de los preparativos preliminares y la certificación de la calibración. Si desean conocer más detalles sobre nuestro servicio marquen a los teléfonos (55) 5359 3671, (55) 5357 1943, (55) 5359 5356, (55) 5576 7356, (55) 5359 4981 y (55) 5358 5653.

Recent Posts